1

07/03/2011 15:57

Permiso para ser infiel (3: edecan sexy)

Tags:

edecan

infiel

permiso

sexy

| 0 Comentarios

"CON PERMISO PARA SER INFIEL 3 ¿AHORA EDECAN CALIENTE? "

Mi esposo se burla de mí por ser decente, así que me convierto en una edecán con permiso para coger, mientras disfruto las miradas de los tipos la verme coger. Contiene como siempre fotos reales

Hola otra vez ESPERO ME RECUERDEN AUN, Perdón por no escribir pero he estado algo ocupada: un viaje, algunas travesuras, y un embarazo de por medio pero bueno ya les contare mis aventuras.

Bueno chicos y chicas de todorelatos, agradezco sus comentarios calientes, me encantan y también a los chicos con los que he charlado por el Messenger, gracias, mis relatos son 100% reales y aquí encuentro una forma de desahogarme y sentirme libre ya que ante la sociedad no es nada fácil.

Pues después de las anteriores experiencias les cuento: ha mis intendentes favoritos los sorprendieron robando, algo menor pero aun así, los despidieron, aparentemente no pudieron revelar nada sobre mí y se fueron.

Me jure, portarme bien y vestir de una forma mas recatada, muy a pesar del calor que recorría mi entrepierna cada que recordaba mis permisos para ser infiel, era una tortura, pero pensé que al paso del tiempo me acostumbraría, así estaba pasando.. Pero mi marido ya había conocido el placer de explotar el cuerpo de su adorada mujercita, así que cada que podía, insistía en darme su permiso a coger con otros, yo había terminado muy asustada después de de mi experiencia anterior, pero al mismo tiempo... El dejar de ser la secretaria seria y el ama de casa modelo, para convertirme en una golfa caliente me excitaban muchísimo

Dicen que, cuando a una mujer le dan por detrás, se le desarrollan mas las nalgas, pues en mi caso Vaya que se me formaron aun mas abultadas y sexys que antes, mi marido deseaba mucho mas mi culo, usándolo a placer incluso dejando a veces mi conchita sin atención, así que hervía yo de ganas.

En la oficina aparentemente no pasaba nada, aunque andaba el rumor de los intendentes conmigo, pero nadie me creía capaz de aquello y eso me hacia ser aun mas deseable para todos.

En mi trabajo, s e llevaría a cabo un curso para concesionarios de varios lugares, en un hotel elegante en el centro de la ciudad, así que tenia yo que confirmar reservaciones para todos los asistentes, tenía mucho trabajo .

Recibí un mensaje…me mandaron llamara al privado del jefe mayor, el lic. Cipriano Badillo, un hombre de unos 58 años, de bajo perfil, bajo de estatura, vulgar, con una panza enorme, siempre andaba transpirando pues era muy velludo, había llegado al puesto gracias a ser muy servil, con fama de aprovechado, con el habito de alcohol y de las cabareteras, pero en la oficina guardaba muy bien las apariencias porque su esposa era la de las relaciones y el dinero.

Martines, el "secretario particular" del jefe fue el encargado de llevarme al privado del jefe.

.- Pásele Elena, siéntese, ¿como esta?

.- gracias licenciado, bien gracias…. respondí, sintiendo su mirada en mis piernas.

..- Si Elenita eso se nota, que estas muy bien. ..O como vez Martínez Dijo con un doble sentido

.- Martínez solo sabia humillarse y ser servil

.- si lic. Estas muy bien nuestra secretaria modelo

-sabes Elenita, necesitamos de tu colaboración en el evento del viernes.

.- si licenciado, ya estoy preparando las carpetas.

.- no mi hija, deje eso, que otra lo haga, necesito que usted vaya al evento como edecán, ya que necesitamos una mujer como usted de bien buenota y guapota, pa dar buena impresión.

Me sonroje y descaradamente me toco la barbilla.

.-es un evento de todo el día pero habrá una un dinero extra y mi agradecimiento por su ayuda..

.-lo consultare con mi marido, y l…bueno….siii… le ayudare en todo lo que pueda…respondí.

.-gracias Elenita, sabia que contábamos con usted.

Salí de ahí sintiendo su mirada penetrante gozar mis nalgas, eso me asusto y me éxito al mismo tiempo, el que este tipo me mirara como a una golfa, hizo que sintiera como se mojaba mi panty como antes.

Al llegar a mi casa lo consulte con Daniel, pensé que nunca aceptaría pero…, me sorprendió

.-claro mi amor, acepta, mira que el dinero no nos cae mal, además tu eres toda una dama,

Claro al menos que tengas mi permiso, ja ja ja

Estallo en una sonora carcajada, burlándose de mí.

.-entonces voy a aceptar pero si algo me pasa será tu culpa … he Daniel. Respondí

No te preocupes además yo voy al dichoso evento, en calidad de asesor, claro y el lic. "Vulgarsete" no se atreverá a nada, a menos que uses tu permiso "doña decencia".

Esos comentarios de mi marido me hacían enojar y me retaban.

Me presente al evento en punto de la 7 de l mañana para preparar todo, me sorprendió ser la única mujer convocada como edecán, pero no le di mayor importancia, el lic. Aun no llegaba pero su chofer me recibió con el dichoso uniforme que usaría.

Una micro falda ajustada color violeta, que se me pegaba en las caderas y dejaba al descubierto completamente mis muslos, resaltaba lo muy bien torneados que están, una blusa de encaje transparente color blanco con tremendo escote, y un saco sastre muy ajustado también en color violeta, además un par de pantimedias brillantes, zapatillas altas y para mi sorpresa……..una tanga de hilo dental azul eléctrico además de un pequeñísimo brassiere del mismo color.

.por supuesto que no quería usar eso, estaba dispuesta a cambiar, así que proteste.

Pero llego Martínez y me dijo.

.-Elena tienes que usar el uniforme, es un requisito, y ya no hay tiempo de buscar a otra.

.-Pero ¿y el coordinado? ¿La ropa interior? También me la tengo que poner, esta muy pequeña

.-si Elena, no creo que nunca hayas usado tanga, es tu talla, jeja, espero haberle atinado, porque tienes unas….s y una cinturita que es difícil encontrarte ropa. Además te veras riquísima mamacita, dijo acariciándome la cintura. Con todo respeto para Daniel.

Mi esposo en lugar de enojarse me dijo al oído

.- vaya que es lanzado Martínez, contigo he… que se me hace que quiere que se las des

.- molesta le respondí…todos quieren que les de mis nalgas pero tu eres el único dueño, menso.

Me puse el uniforme y me fui al salón para el curso, el evento transcurrió sin novedad, mi "trabajo "consistía en estar parada junto al lic. Badillo como su dama de compañía, debes en cuando, ir por algún documento, un botella de agua etc. Para que los demás me admiraran LAS NALGAS Y LAS PIERNAS.

Los amigos de mi jefe, lo llenaban de halagos, por la vieja que se cargaba y el me lucia muy contento.

Yo solo me quedaba callada incluso a Daniel mi "esposo" le toco escuchar uno que otro de los piropos…solo sonreía parecía que lo disfrutaba y giñaba el ojo.

Yo me fui calentando y enojando al mismo tiempo así que me dije

.- ahora voy a disfrutar yo.

El evento término y el lic. Se desapareció así que me disponía a irme a mi casa con Daniel cuando Martínez y el chofer me dijeron que los acompañara con los demás, que me llamaba el gran jefe.

Tome a Daniel por el brazo y me disponía a que fuéramos juntos, pero Martínez se apreso a decir

.-Daniel acuérdate que tú tienes que recoger todavía algunas cosas así que nos llevamos a Elenita, al Lic. Le urge ya sabes como es.

Daniel me dio una nalgada y me dijo

.- si amor ve con ellos.

Me llevaron a una habitación del mismo hotel

Pensando en que se me Habría paso algo, alguna reservación que no hice, creí que mi jefe me regañaría, caminaba preparada para un jalón de orejas.

Entre a la habitación el lic. Estaba solo…me dijo.

Siéntese Elenita.

Me sentó junto al, se notaba colorado por las copas que ya había tomado y excitado como adolecente.

- Te invite a celebrar la clausura de este evento,

Sus gatos se apresuraron a servir el tequila en vasos, mucha cantidad para mi aguante.

Después de las copas empecé a sentirme mas relajada y mas caliente por todo lo que me había pasado en el día, el lic. Se puso cachondo….sudaba mucho, la panza enorme que tenia casi reventaba su camisa.

.-, vaya que tienes unas piernas hermosas, elenita

Yo también me puse cachonda y empecé a jugar acariciando mis piernas.

Gracias licenciado es lo que mas le gusta a Daniel de mí.

Solo que….Esa piernotas. Se verían mejor en mis hombros, o…

.- que opinas Martínez

Se le verían muy bien jefecito.

.- hay lic. Como, es usted. Me pone nerviosita.

Mira ricura, que buenas medias, resistieron todo el día, ya me acariciaba los muslos,

.- déjame sentir estos manjares que son tus piernotas ricura.

Humm empecé a sentir un calor muy fuerte dentro mi conchita, y recordé la cara de Daniel burlándose de mí así que decidí dejarme llevar.

Subió sus manos apretando mis muslos levantándome la falda hasta la cintura, se le tronaron las costuras por el tirón, mientras Martínez y galdino, el chofer miraban con mucha lujuria como su jefe se aprovechaba de mi.

Se acerco a mi cuello besándolo y babeándolo,

.me encantas preciosa, intento desabrocharme el saco, me resistí un poquito para enardecerlo más

.-Martínez… quítale el saco, me estorba. Ordeno.

El gato se levanto y me desabotono el saco, me deje llevar, mientras galdino me levantaba los brazos para quitarme la blusa.

El licenciado me bajo el bra de un tirón, me apretaba las tetas apretándome los pezones que empezó a devorar salvajemente provocándome dolor mas que placer, pero aun así notaba que mis pezones se comenzaban a poner duros. Chupaba y mordía uno y con su otra mano acariciaba el otro, pellizcaba mi otro pezón…..haaaa que rico….. papi.

Complace al lic. Mamita, o crees acaso que solo los intendentes gozaran de ti??

. Dijo Martines

.- si Elenita a mi no me gusta que manoseen a mis mujeres, y tu eres para mi. Por eso los corrí.

El Lic. Badillo me tomo de la cara y me planto un beso húmedo, babeando mis labios, metiéndome su lengua gorda hasta dentro de mi boca, raspándome con su barba. Lleno de lujuria, me sentía usada por un animal en celo, sentía como de mi vagina escurrían ya mis líquidos sexuales, con la falda hasta la cintura

Aquel viejo gordo acostumbrado a tocar a las mujeres de manera ruda y vulgar, me calentaba mucho, la delicadeza con la que mi marido me hacia el amor, hacían de esta experiencia algo muy caliente, con el bra arrancado y con aquel gordo casi tumbado en mi, sabiendo que mi marido permanecía afuera del cuarto, me calentaron como nunca.

Martines y galdino me miraban llenos de deseo, sentía sus miradas como arpones casi tocando mis pechos,

Mamita. Esta requetesabrosa, me mordía los pezones, lo que yo quería era sexo y mas sexo.

Anda ayuda a la dama dijo el lic.

Martines se apresuro a bajarme de un tirón la falda, dejándome en pantimedias solamente, mientras el lic. Se bajaba el pantalón para dejar caer su enorme estomago casi tapando su pene, el cual esta algo flácido. Encontré muy excitantes las carnes aguadas de este viejo.

Anda tócalo, mímalo ricura, me lo restregó por toda mi cara, tenia un olor mezcla de sudor y orín aun, me éxito ese olor y empecé a tomarlo entre mis labios como un dulce empecé a chuparlo y gozarlo, al tiempo que sentía como se paraba dentro de mi boca, mientras acariciaba ese par de huevos con mis manos.

Me tomo de la cara y me levanto, para acariciarme las nalgas con sus manos gordas, hundiendo sus uñas, destrozando mis pantimedias, mientras Martínez y galdino quitaban los jirones que el lic. Iba destrozando, ellos también pellizcaban mis piernas y tocaban mis nalgas

Yo me sentía en la gloria tocada de esa manera, cerraba mis ojos y me dejaba llevar, su miembro estaba completamente parado, muy gordo para mi rajita, ya lo quiero. Pensaba mientras lo acariciaba con mi mano.

Tienes un culo precioso, enorme, que nalgotas, tienes un culo divino, lenita.

Martínez tomo una de Mis nalgas y galdino la otra, y la verdad es que mi culo por hermoso y

Abundante que fuera, no bastaban para tantas manos como había allí sobando.

Intentaban abarcar todos, mi culo con sus manos y lo pellizcaban, mordían, estaban enloquecidos de deseo.

Mi jefe Se dio cuenta dentro de su calentura y los aventó

Déjenla esta puta es solo para mi.

Me sentía yo como una perra que es disputada por los machos para cogérsela.

Tiéndete en el piso- me dijo y yo obedeció

– Separa las piernas- a lo que obedecí

Sin decir mas me penetro de manera frenética, con fuerza de un solo tirón sentí su verga entrando hasta dentro…estaba sin condón

No me importo el roce de aquella carne arrugada me excitaba muchísimo, sentir piel con piel como me gusta. Además el sentir las caricias de las bocas de Martínez y galdino en mis tobillos y muslos, me hacían enloquecer., así papi masss así gordo masssss

El lic. Se trepo mis muslos en sus hombros para meterme su gorda verga mas duro, , , , asiiiiiii haaaaaa gritaba yo….. Hasta entrar completamente, yo sentía como sus huevos chocaban en mis labios vaginales y como jadeaba ….. jumm, , , , jumm, , , , , sudando a chorros, sentía como sus gotas de sudor caían sobres mis pechos, mientras Martínez y galdino miraban con lujuria como perros en celo…… la tremenda cogida que me daba.

Sentí que desfallecía con un orgasmo tremendo, Sentí como latía mi concha y, la apreté los mas que pude para darle a mi jefe el máximo placer, el solo apretaba mis pezones, realmente quería sentir ese rico néctar... su caliente esperma, cuando sintió que bañe su pito con mis jugos, cuando sentía como temblaba yo y gritaba por el tremendo orgasmo. Me dejo gozar. Y..

Se salió de golpe, con la verga muy parada aun, se la apretaba por la cabeza…

Humm termine sobre el suelo desmadejada como muñeca, y pidiendo mass, , ,

Vamos papi, no me dejes así termina quiero sentir tu esperma, dámelos, rogaba yo

Quiero lo mejor de ti golfa, quiero tu culo puta…me dijo

Si papi lo que quieras, , , soy tuya, quiero sentir tu leche dentro de mi…. Implore

Llévenla pa la cama que me la voy a comer completita.

Martínez y galdino me cargaron para la cama, mientras el lic. Se tomaba el último sorbo de mi cuba..me tumbaron en la cama no sin antes darme tremenda manoseada, mordiéndome las tetas, y chupándome el culo, realmente parecían animales…y a mi me encantaba sentirme como una hembra, no humana, como una puta en celo….galdino se animo a besarme, mientras Martínez se entretenía hundiéndome sus dedos en mi culo,

El lic., llego y fingieron estar solo mirándome

Les gusta mi puta?? Pregunto el lic.

Seguía apretándose la verga. Para evitar venirse Pónganmela

Me levantaron y me pusieron en 4 patas,

Yo me deje llevar… en verdad disfrute como al verme así sobre la cama, con mis nalgas al aire, ellos se excitaban, empecé a moverme y girar la cabeza en círculos, levantando una pierna y luego la otra, acariciándome la concha y pasándome los dedos por mi culo, invitándolos a penetrarme, así mi jefecito lindo…….

En verdad me sentía como toda una perra, rodeado por los machos,

Gire mi cabeza, y le dije al líder de la manada

Yo hago lo que usted quiera

Solo basto eso para que se acomodara torpemente en medio de mis nalgas, ….no aguantaba mas, temblaba y sus manos apretaban, rasguñaban, ya sin mediar lubricación me dejo ir todo su maravilloso pito, tuvo que levantarse la tremenda panza para dejar que su verga me penetrara completamente, sentí como llego al fondo de mi culo, yo apretaba lo mas que podía, el pobre viejo estaba enloquecido, salía y entraba de mi culo, rasguñándome las nalgas, golpeándolas, jalándome del pelo, casi aullando de placer, quería volverlo loco de placer…..soy su puta….su perrrrraaaa------goce este culo virgen gordito adorado……yo gozaba las verga que tenia dentro pero también gozaba las miradas de los 2 machos que solo miraban sin siquiera poder hacerse una paja, era tremenda tortura para ellos, y el máximo placer para mi

Ahyyaaa estalle en un orgasmo interminableeeee, fuerte lleno de placer sexual, carnal pero también mental el sentirme deseada al punto de la locura de los machos, era increíble, Hasta que el Lic. Me lleno los intestinos de semen, sentí un golpe de electricidad en mi cuerpo cerré los ojos y me retorcí como loca, hhhaaa que ricccooo quiero maasss

El lic. Y yo nos dejamos caer sobre la cama sin separarnos, como dos perros después de coger, Terminamos juntos y nos caímos sobre el colchón.. El sobre mi aun, su aliento en mi oído diciéndome lo puta que era y el enorme peso de aquel gordo me hacia sentir de su propiedad.

Se levanto después de un rato, me nalgueo, me dio tremenda mordida en mi trasero y un chupete en mi cuello

Lastima Elenita a mis años solo puedo darte un palo cada vez, pero tu culote lo valía.

Gracias, ahora vas a ganar mas sueldo pero no olvides que ahora eres mi puta solo mía he y bueno, del pendejo de tu marido, lo cual me conviene, eres mucha carne para un solo macho.

HA y ustedes me la respetan porque es mi vieja.

Me vestí y Salí donde Daniel me esperaba, durante el camino de regreso en el taxi, me senté de ladito, por el ardor que sentía aun en mi culito,

Amor que tienes? Estuvo muy cansado tu nuevo trabajo de "edecán" me pregunto mi esposo.

Hay… Daniel muy cansado pero me encanto, de vez en cuando es bueno saber hacer más cosas y el lic. Badillo Quiere que siempre sea yo su edecán, gracias por darme tu permiso.

Ahí empezó otra parte de mi satisfactoria vida, con mi adorado gordito Badillo, como su dama de compañía o mejor dicho su "edecán personal "pero bueno eso se los contare en mis siguientes confesiones

Las fotitos que vieron me las tomo Martínez ese día, por orden de mi jefe, pero me las paso a cambio de una tanga mía "usada" vaya que es fetichista el tipo.

Ha pero mi jefe no lo sabe así que no le digan que las vieron, porque recuerden que soy una mujer "casada" y ahora una "amante decente" ji ji ji, es nuestro secreto heeee… besitos. Mi correo para saluditos y opiniones maryela75 @yahoo.com.

Adiós.

1

Sobre esta relato

Autor: Sweetcochino
Relatos totales de Sweetcochino: 7641
Visitas de esta relato: 26

Esta relato se publica con licencia Distribución gratuita

Añade Comentario

Comentarios de Permiso para ser infiel (3: edecan sexy)

Nombre: (opcional)
Añade tu comentario:
Inserta el código de verificación:
 
 

Lo más leído

Lo más votado

Lo más comentado